miércoles, 14 de mayo de 2014

SEAMOS COMO NIÑOS


Una niña de 9 años fue forzada a correr durante tres horas alrededor de la manzana de su casa como castigo por mentirle a su abuela, días después falleció debido a una deshidratación
irreversible .

Por otro lado, joven de 16 años muere tras cruzar la meta de un medio maratón, Cameron Gallagher, de 16 años, ha fallecido en Virginia (EEUU) después de correr una media maratón. La joven cruzó la línea de meta aparentemente bien pero, unos metros después, se desplomó. Inmediatamente fue trasladada a un centro hospitalario pero los médicos no pudieron hacer nada por su vida.

Cameron completó la carrera en 2 horas y 19 minutos y, cuando cruzó la meta, su familia salió a abrazarla orgullosos por el reto conseguido y sin saber las trágicas consecuencias.

Hoy en día como que se esta volviendo algo de lo más normal leer este tipo de noticias tan trágicas, y es que es de suma importancia tener mucho cuidado con los niños y jovencitos al introducirlos al mundo del deporte.


Este debe de ser agradable para ellos y no como forma de sacrificio, es mas, podríamos decir que hasta en cierto punto para los niños debe de ser mas con la tendencia a que les parezca como juego y no como algo tan disciplinado.


Ya he comentado con anterioridad debemos tener mucho cuidado con nuestros hijos, y que no nos gane la euforia de que nosotros, al estar tan adentrados, en este caso en el mundo del “running”, los niños se contagian y quieren hacer lo que los padres hacen para mas que demostrarles que pueden, es mas con la tendencia de que los padres se sientan orgullosos de ellos.


Si es que hemos pensado en que nuestros hijos sigan los pasos de nosotros y ellos se sienten atraídos hacia este bello deporte, debemos de informarnos y hasta si se puede acudir con un experto en la materia, es decir, con algún buen entrenador y no hacer las cosas saturando al niño con ejercicios que pueden ser pesados para ellos.

Siempre he pensado que para cada determinada edad, son determinados ejercicios, si se dan cuenta, un buen atleta que ha llevado su carrera deportiva por pausas y con determinados ejercicios o en este caso y hablando de lo que nos atañe, es muy raro que veamos a un niño de 15 años corriendo maratones, esto porque? Porque aun no ha alcanzado el desarrollo pleno para que su cuerpo resista grandes distancias, comúnmente a esta edad, siempre lo que se trabaja es velocidad ya que en esos momentos esta mas que apto.

No es que yo los quiera espantar pero gracias a las redes cibernéticas, seguido veo que “mi hijo de 10 años corrió una carrera de 5k, es grande”, señores, hay que tener cuidado porque quizás en este momento y como dije; por el hecho de el querer quedar bien ante sus padres, haga esos esfuerzos con tal de agradarles.

Aunque un poco a destiempo, pero bueno, quise escribir algo relacionado a los niños debido a que acá en México este 30 de abril pasado festejamos a esos pequeños del hogar.


La verdad es un privilegio tener a esos seres tan bellos que Dios nos manda ya sea para unir o iluminar nuestras vidas con sus sonrisas, sus llantos y quizás sean un aliciente para que nosotros luchemos día a día por su bienestar, así que cuiden a esos ángeles del cielo y recuerden que un día también nosotros fuimos niños y quizás esas es una parte por la cual muchos corremos, porque cuando lo hacemos volvemos a ese estado de inocencia en la que corríamos detrás de nuestros sueños, en la que quizás al correr sentíamos que volábamos, creíamos que éramos unos superhéroes y todo lo podíamos lograr.



Así que recalco, cuiden a esos niños que tienen a su cargo y en ustedes no esta de mas, ya lo dijo alguna vez Jesús, “seamos como niños”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario