domingo, 6 de julio de 2014

NAUFRAGO SOLITARIO



Naufrago en días solitarios,
buscando cambiar las estrellas,
y sentir la bendición de ellas
para poder curar las cicatrices
que deja el paso del tiempo.

Este soy yo para siempre,
perdido en los oscuros caminos
que llevan a donde esta la brújula
que me dé un nombre en la tierra.

Estas líneas hablan del esfuerzo
que hago para encontrar lo que necesito,
y aunque quizás no se calme la lluvia,
todo lo que necesito es volver a soñar,
que cuando sea el momento
disfrutare encontrarme contigo.


Después de la “largada tipo zombi” que me avente el día anterior, puf! Me sentía para el arrastre, pero esto no para y hay que continuar con lo que toca, y como todos los lunes, solo unos 30’ de trote como “descanso activo”, aun las piernas las siento atrofiadas y me muevo lentamente como sombra por las calles de mi barrio que aun dormitan en un somnoliento letargo de paz, solo unos 4.5k para la cuenta.

El martes aun no me sentía recuperado del todo, por la noche ha estado lloviendo, en este momento las liquidas calles me esperan para el entreno del día, “estiro” un poco en casa y salgo a cumplir con el deber, 15’ para más que calentar, llegar al camellón de Santa Mónica, donde hago el ejercicio de calidad, y bueno, después de unos 2.5k de trote, los “ejercicios pliometricos”, unos “jaloncitos” y hoy tocan 8(1000), siento que no me saldrán del todo bien pero a! por ellos y terminan saliendo así:

                1.- 3’58”              2.- 3’51”              3.- 3’49”              4.- 3’48”
                5.- 3’49”              6.- 3’43”              7.- 3’39”              8.- 3’38”

Creo que al final me termina saliendo un entreno de esos que se requieren, esos de los que se busca el “ritmo” para afrontar la competencia planeada.

En los últimos miles, donde dejo mi agua, un restaurante de por ahí, un vigilante se asoma para ver que tenía ahí, estoy a punto de arrancar, me mira a lo lejos, lo miro, nos miramos, y no nos enamoramos, ja ja ja!!! no, me hace señas de que todo esta bien.

El miércoles antes de salir a correr, trabajo un poco de fuerza en casa, una media hora, y después toca “carrera tempo”, alguien me podría decir exactamente que es eso, supongo que es correr determinado tiempo acercándote a tu “ritmo” de competencia y aguantar el paso, pero bueno, corro hacia Pirures, Valle Dorado, y llegar al circuito de Arboledas, al pasar por la Iglesia que esta por ahí, casi a la mitad del circuito, un corredor trota, se me figura José Juárez, al percatarse el de que lo observo, solo atinó a decir “vamos!!!” ya que no es José, él lo entiende como invitación y allá va detrás de mí que llevo un paso promedio de 4’10” a 4’20”, e inclusive poco antes de llegar al muro, ahí en los Bebederos el aprieta el paso intentando ganarme, no lo logra y veo que se queda, yo continuo con mi “carrera tempo”, y es que son 50’, pasan los minutos y llego a Valle Dorado y ahí está el corredor detrás de mí, regreso un poco más sobre el circuito y vuelvo a casa para sumar un total de 15.2k en 01h13’.

Para el jueves la pereza intentaba engañarme, escucho ruido afuera, como gotas de lluvia que se estrellan en el suelo y dicen: “no salgas, hoy amaneció lloviendo y estamos aquí”, pero solo es eso, engaño, así que me enfundo nuevamente en el atuendo e corredor y salgo a hacer 80’ de “circuito con pendientes”, corro hacia Balcones, de ahí bajo para Arboledas, hago dos veces el circuito “Iglesias-Herradura” y según mis cuentas me alcanza para otro y no, al final termine haciendo 88’30” para un total de 14.7k de “circuito con pendientes”

El trabajo en la oficina ha estado pesado, he estado llegando a casa muy tarde, el jueves o más bien el viernes llegue a la 0:30 a.m. y según se había desatado el rumor de que a temprana hora manifestantes bloquearían los accesos hacia el D.F. así que mejor no Salí a entrenar y decidí salir un poco más temprano para el trabajo.

Y el sábado trabajo de pista en la FES de Iztacala, la mayoría del team competiría al día siguiente y solo se presentarían a hacer un poco de trote, por mi parte yo haría trabajo de calidad y junto a José Luis López, Alemao, los Doctores, la pista era nuestra, y bueno, del viento quien de un lado evitaba que le ganáramos en la carrera, pero antes ya saben, el trabajo de “cajón” y hoy tocaban 8(1200x3’), cuando llegaba 5, el coach me dice: “solo has 6, igual para no sobrentrenarte, le bajamos un poco” y bueno, yo ya me había mentalizado a hacer los 8 así que ni el coach ni yo, solo 7 y estos salieron así:

                1.- 4’30”              2.- 4’31”              3.- 4’26”              4.- 4’29”
                5.- 4’31”              6.- 4’29”              7.- 4’30”

Y después de esto, a la oficina que aún hay trabajo.

El domingo el team se había dividido de nueva cuenta para ir a competir, algunos a Cuernavaca Morelos, otros al D.F. por mi parte decidí hacer mi “largada” por mi barrio, a eso de las 7:30 a.m. y una vez haber estirado en casa un poco salgo por la distancia, el coach me había dicho que hiciera 02h20’ pero ya ven como es uno, je!


Hasta aquella cima es Balcones, y hasta allá había que subir
Anduve por ahí en Santa Mónica, de ahí me tiendo hacia Balcones por Pirules, unos 3k de pura subida, por allá veo a un corredor conocido de vista, lo saludo y continuo subiendo, de repente ahí estaba detrás de mí, un intercambio de unas pocas palabras, la verdad es que lleva un “ritmazo” y en subida, intento “jalar” con el pero no, no aguanto su paso y desisto de la idea y se aleja.

Una vez arriba en Balcones bajar hacia av. Iglesias, Herradura, de ahí bajo hacia av. Santa Bárbara, que es por donde se corre la 10k de Arboledas, son aproximadamente unos 3k de ida y vuelta y de ahí me enfilo hacia los Bebederos, regreso a Santa Bárbara, de ahí a Valle Dorado, unos cuantos minutos por ahí y tomo camino a casa, en esos momento voy a 4’50” el km y me siento bien, así que decido meterme 02h30’ de distancia.



Circuito Arboledas

“Jalo” hacia Santa Mónica y de ahí a casa, en total me salen 29k en 02h34’42”.


Cada día me acerco mas al momento, de poder encontrarme contigo, y aunque se que quizás habrá momentos en que sufriré, al final disfrutare de estar contigo, Maratón Ciudad de México, no falta mucho para vernos nuevamente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario