domingo, 24 de agosto de 2014

Y UNA VEZ MAS ME ATREVERE



Estoy a punto de una vez más atreverme
a llevar mis pies por un sendero de pasion,
que quizás al final me cueste trabajo
mantener el paso que me lleve al final.

Esto al igual que la vida parece un evangelio,
y  como caballos vienen las fuerzas especiales
que nos llevan a salir airosos de las batallas,
ahora solo tienes que decir si me quieres o me dejas,
porque faltan pocos días para que esto llegue a su fin.


Llega la etapa del “tapering” y con ella las ganas de descansar de más, y es que después de todo el trabajo realizado, ahora solo queda ir bajando poco a poco para llegar en óptimas condiciones a la ya tena cercana #MaratónCdMx.

El lunes nuevamente 40’ de trote, la verdad es que esta vez sí demasiado relajado y es que, el día anterior habían estado buenos los 32k allá en La Pila, me salen unos 4.5k, esta vez ni ganas hay para trabajar fuerza.

El martes les juro que estaba decidido a salir, tocaban “miles”, pero amaneció con una pertinaz llovizna, ya he comentado que cuando amanece así entre semana, la verdad es que prefiero “abrirme” y pues decidí no salir, también con aquello de las enfermedades, prefiero cuidarme.

Mitad de semana, esta vez sí me animo aunque se me olvido cargar la pila del garmin del cual funciona la banda del monitor, tocaba correr a diferentes pulsaciones, debido a esto, utilizo a el que no le funciona dicha banda, corro hacia Arboledas y me salen unos 13k a un solo “ritmo”.

El jueves ahora sí, con monitor cardiaco, hoy un solo “ritmo”, puf! Correr entre 4’10” y 4’20” el km, nuevamente hacia Arboledas, salen 12k en 56’

Cada vez el día se acerca más, la verdad los nervios a flor de piel, y bueno, el viernes solo 30’ de trote, unos 4.9k, luego 14(30”x45”) y para enfriar, regresar a casa trotando.

El sábado había quedado de esperar a un chico que anda con ganas de integrarse al team, Cesar se llama, y bueno, total en la pista estábamos a eso de las 7:30 a.m. ya el team trotaba, saludo al coach y le dejo a mi amigo, después a estirar, posteriormente 3 y 2, el movimiento articular que en esta caso solo éramos Christ, Cesar y el que escribe, después de ahí nos acercamos con el coach para ver que toca, y hoy el trabajo es “leve” bueno, para los que el próximo domingo se enfrentaran a la mítica distancia que en este caso es Ricardo Cuellar, Beto Silva, Cesar y su servidor, nos tocan 6miles a 3’50” y con 4’ de recuperación, en una de esas le digo al coach: “ahora si esta padre el entreno, estoy descansando más de lo que estoy corriendo” y me contesta: “de eso se trata, para que llegues bien el domingo”.

Y bueno, los miles salieron así:

1.- 3’52”               2.- 3’51”               3.- 3’48”               4.- 3’47”               5.- 3’53”               6.- 3’31”

Ibamos “jalando” uno y uno, el del final, que nos pegamos con los “veloces” para no quedarnos con las ganas de soltar la adrenalina, je!

Después, por ahí andaba el chico de los masajes, y bueno a ocho días de la gran cita, pues había que aprovechar para llegar lo mejor que se pueda.
 
El domingo ya era muy tranquila la “largada”, de hecho fui con mi amiga Eli al Naucalli y en lo que ella caminaba, yo  01h07’ tan solo para marcar 15k.

Creo que estoy listo para ir de nueva cuenta hacia la #MaratónCdMx ahora solo tan solo tienes que decir si me quieres o me dejas, porque faltan pocos días para que esto llegue a su fin.

No hay comentarios:

Publicar un comentario